Los cribados bienales se realizan desde 1994 en la Región de Murcia, a mujeres de entre 50 y 69 años. Importante la prevención para evitar el cáncer de mama y favorecer su diagnóstico precoz.

El Gobierno regional recuerda la importancia de la prevención para controlar la aparición de cáncer de mama, mediante hábitos como una dieta sana, realizar actividad física de forma habitual o limitar el consumo de alcohol y tabaco. En cuanto a las acciones que ayudan al diagnóstico temprano se encuentra el cribado que la Consejería de Salud realiza de forma gratuita a mujeres de entre 50 y 69 años, de cara a la detección y control de la enfermedad.
    Con motivo de la celebración del Día Internacional del Cáncer de Mama, el presidente de la Comunidad, Fernando López Miras, participó en los actos organizados en Murcia por la Asociación Española Contra el Cáncer, y resaltó "la destacada labor que realiza esta entidad en la prevención, el diagnóstico y acompañamiento de los enfermos oncológicos", así como "su especial sensibilidad con las afectadas por el cáncer de mama". Esta conmemoración, que este año cuenta con el lema "Saca pecho", busca sensibilizar y concienciar sobre la importancia del diagnóstico precoz.
    En este sentido, López Miras subrayó la importancia de las revisiones periódicas, "que han permitido que la tasa de supervivencia llegue a cerca del 90 por ciento de los casos". En la Región se realizan una media de 20.000 consultas anuales sobre esta patología y se detectan al año en torno a 700 nuevos casos. Se calcula que una de cada ocho mujeres padecerá esta enfermedad a lo largo de su vida.
    "La colaboración con la Asociación Española Contra el Cáncer es absoluta", resaltó López Miras, quien añadió que "también es prioritaria la implicación en el área de investigación. Sin ir más lejos, el Hospital Virgen de la Arrixaca va a incrementar más de un 30 por ciento el número de estudios de cáncer de mama en los próximos meses".
    El tumor de mama fue el más diagnosticado en el mundo en 2020 y se estima que durante 2021 se diagnosticarán en España cerca de 34.000 nuevos casos. El número de nuevas detecciones estimadas para la Región durante 2021 podría oscilar entre 600 y 900. Aunque en el periodo 2008-2013 el tumor de mama tuvo una supervivencia a cinco años del 85,5 por ciento, continúa siendo el segundo tipo de cáncer con mayor mortalidad en mujeres.
    La Comunidad puso en marcha a finales de 1994 el Programa de Prevención del Cáncer de Mama de la Región de Murcia, mediante la prueba de mamografía bienal. Los controles rutinarios con mamografía no reducen el riesgo de padecer cáncer de mama pero sí disminuyen la mortalidad, ya que la mamografía permite detectar el tumor en un estadio temprano, cuando todavía no ha invadido otros tejidos y es potencialmente curable. Además, permite realizar cirugías más conservadoras de la mama y otros tratamientos menos agresivos para la mujer.
    Por ello, y porque detectar a tiempo el cáncer de mama redunda en una mejor calidad de vida de las afectadas, se anima a las mujeres a realizarse las pruebas de detección. La posibilidad de que las mujeres de entre 50 y 69 años pasen estas pruebas con carácter gratuito se incluye en el programa de prevención accesible a través de la web de Murciasalud. Alrededor de 50.000 mujeres en esta franja de edad se realizan pruebas cada año para la detección del cáncer de mama en la Región, dentro de este programa de la Comunidad.
    La Región de Murcia cuenta actualmente con 11 mamógrafos, siete de ellos de nueva generación, que permiten obtener imágenes radiográficas de la mama. Mediante esta tecnología se obtienen imágenes con mejor definición y minimizan la tasa de radiación sobre los pacientes, lo que subraya el compromiso de la Administración regional con la prevención y el diagnóstico del cáncer de mama.