Aunque cualquier persona puede sufrir un problema relacionado con las bajas temperaturas, se recomienda prestar mayor atención a las personas que puedan estar en situación de vulnerabilidad ante el frío.

La consejería de Salud ha activado el nivel 2 de riesgo por bajas temperaturas en la Región de Murcia y pide a la población que tome medidas de autoprotección para prevenir los efectos adversos del frío en la salud, especialmente los más vulnerables. Según la AEMET, Mazarrón tendrá hoy una temperatura mínima de 4°C y una máxima que podría alcanzar los 12°C.
    Así pues, se recomienda que en el exterior, respire por la nariz y no por la boca, ya que el aire se calienta al pasar por las fosas nasales y así disminuye el frío que llega a los pulmones. También que extreme la precaución en caso de hielo en las calles, ya que un elevado porcentaje de lesiones relacionadas con el frío tiene que ver con caídas al resbalar sobre placas de hielo. Utilice calzado antideslizante si es posible.
    Salud recuerda que conviene tener en cuenta que varias capas de ropa fina protegen más que una sola gruesa, al formar cámaras de aire aislante entre ellas. Si utiliza braseros en casa o chimenea, ventile la estancia con frecuencia para evitar la acumulación de CO2. Ventile la casa al menos dos veces al día, durante 15 minutos cada una de las veces, para asegurar la renovación del aire. Apague las estufas eléctricas y de gas durante la noche.
    También se recomienda que no tome medicamentos sin receta médica, tenga en cuenta que algunos medicamentos precipitan los problemas derivados de la exposición al frío. Tome una alimentación variada, consuma diariamente fruta. Beba líquidos, aunque no tenga sed, sobre todo agua y bebidas calientes y evite el consumo de alcohol, ya que disminuye la sensación de frío. Manténgase siempre bien informado sobre las previsiones meteorológicas antes de salir de casa.
    Por último, aunque cualquier persona puede sufrir un problema relacionado con las bajas temperaturas, procure prestar mayor atención a las personas que puedan estar en situación de vulnerabilidad ante el frío. En caso necesario, contacte con su profesional sanitario. Se recomienda la vacunación contra la gripe en personas mayores de 65 años y en las que padecen alguna enfermedad crónica (cardiopulmonar, metabólica e inmunodeprimidos).