Fue durante la pasada madrugada cuando, sin mediar palabra, el detenido se dirigió a los agentes sin mascarilla gritando y haciendo aspavientos.

La pasada madrugada, agentes de la Policía Local tuvieron que reducir y detener a un individuo por acometer de forma violenta contra los agentes al encontrarse con éstos en el paseo marítimo.  

La detención se produjo cuando, sin mediar palabra, el detenido se dirigió a los agentes sin mascarilla y sin mantener medida alguna de seguridad, gritando y haciendo aspavientos. 

Sin atender a las órdenes de los agentes, el individuo continuo con su agresividad acometiendo de forma violenta y escupiendo a los policías que tuvieron que reducirlo. Está persona tuvo que ser atendida por una ambulancia dado su estado de agresividad y exaltación, sin que atendiera a las instrucciones de los agentes.  

Ha sido puesto a disposición judicial por un presunto delito de desobediencia y atentado contra los agentes.  Los últimos datos sobre el COVID-19 hace que se deban extremar las precauciones sanitarias.  Los incumplimientos y falta de responsabilidad serán perseguidos y denunciados.